Programas dos

Áreas en restauración

Programas anuales

Al ser Galicia Rexenera un plan de restauración de montes degradados que se desarrolla de forma continua en el tiempo, se ha considerado adecuado agrupar los proyectos que se ejecuten en programas anuales en función del momento en que se han presentado para su inscripción en el Registro de huella de carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de carbono del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

Para cada uno de esos programas anuales se presenta un informe donde se muestra, de forma agrupada, información relevante de los proyectos inscritos, permitiendo así comparar la evolución en el tiempo de cada uno de los programas y los objetivos alcanzados.

Programas anuales

Galicia Rexenera 2021

A lo largo del año 2021 se han inscrito 35 proyectos en el Registro de huella de carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de carbono del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, mediante los cuales se han restaurado 969 hectáreas de terrenos degradados. De esa superficie, el 72% de la superficie restaurada se había visto afectada por incendios forestales a lo largo de los últimos años, superficie que se sitúan en su mayor parte en la provincia de Pontevedra.

Se ha instalado más de 1 millón de plantas en esa superficie, lo que permitirá que a lo largo del período de permanencia comprometido se absorban cerca de 450.000 tCO2eq. De la superficie restaurada, un 81% ha sido ocupada por masas de coníferas, en su mayoría pino del país, mientras que en un 11% se instalaron masas de frondosas autóctonas (más de 109 hectáreas), lo que permitirá adherir esas superficies en certificados de gestión forestal que respondan a los estándares de certificación más importantes del mundo.

Además de alcanzar todos estos logros de carácter medioambiental, los proyectos de restauración iniciados permitirán crear nuevas oportunidades laborales a las personas que habitan en el entorno de esos montes ya que, a lo largo de los próximos 15 años, se estima que serán necesarios más de 55.000 jornadas equivalentes de trabajo para ejecutar las actuaciones establecidas en los modelos silvícolas elegidos.